SEGUINOS
La final disputada el 17 de diciembre de 1972 en el José Amalfitani de Liniers que le dio el título del Nacional 72 y el Bicampeonato será recordada por los hinchas azulgranas no solo porque San Lorenzo le ganó a River Plate 1 a 0 sino porque fue la que definió el gol de Luciano Martín Figueroa en tiempo suplementario.
19 de Diciembre de 2017
Autor:
Daniel Alejandro Zea

 

El San Lorenzo del 72 fue el primer Bicampeón del fútbol argentino y por ello siempre será recordado por siempre en los libros históricos del deporte máximo argentino pero dentro de esas historias futboleros hay jugadores que quedan en la memoria popular por un gol, una atajada, un penal mal tirado, una expulsión inexplicable o una falta que termina en penal. El gol marca el momento sublime del fútbol y los que definen son resultados de 1 a 0 que clavan un puñal y revuelven las tripas de las evocaciones más. Por ello los hinchas de San Lorenzo tienen un recuerdo especial y el Campeonato Nacional de 1972 salta a la memoria como “el del gol de Figueroa a River”.

 

El campeonato Nacional, se dividió en dos zonas, debiendo clasificar a los dos equipos primeros para las semifinales, aunque la reglamentación definía que si un equipo finalizaba segundo a 4 unidades o más de los primero no clasificaba y pasaría directamente a la final el primero que haya sacado más unidades, así San Lorenzo que finalizó con 23 puntos, uno más que River, pero 5 más que Colón (18) en el grupo que ganó Boca con 22. San Lorenzo pasó directamente a la final, mientras River le ganó la eliminatoria semifinal a Boca 3 a 2.

 

La final fue el 17 de diciembre de 1972 en Vélez Sarsfield y no fue menos sufrida que cualquiera de las finales que jugo en su historia el Ciclón puesto que a un minuto del final se produjo un penal de Mas a Figueroa que el mejor jugador de la cancha en ese encuentro Enrique Salvador Chazarreta tiró afuera.

Al terminar igualado en cero los 90 iniciales se debieron jugar dos tiempos suplementarios de 15 minutos y cuando iban 10 ‘ del primero Victorio Cocco y Rubén Ayala armaron una gran jugada que les permitió tocar el balón al Lele Figueroa que sacó un furibundo derechazo que batió a Perico Pérez y que a la postre le dio el título a los del Toto Lorenzo.

San Lorenzo fue campeón invicto en 14 partidos, con 11 triunfos y 3 empates con 30 goles a favor y sólo 6 en contra.

Esa tarde la del “gol de Figueroa a River”, con el arbitraje de Roberto Goicoechea, San Lorenzo con la dirección técnica de Juan Carlos “Toto” Lorenzo salió al campo de juego en busca del bicampeonato de la siguiente forma: Agustín Irusta; Sergio Villar, Ricardo Rezza, Ramón Heredia, Antonio Rosl; Roberto Telch, Roberto Esposito y Victorio Cocco; Luciano Figueroa, Rubén Ayala y Enrique Chazarreta.

El plantel lo completaron José Sanfilippo, Horacio Salinas, Héctor Pitarch,  Oscar Ortiz,  Juan José Irigoyen,  Néstor Verderi, Roberto D’Alessandro, Abel Fontana, Raúl de la Cruz Chaparro y Ricardo Maletti.

Create Account



Log In Your Account